¿Cómo cortar un jamón para que conserve todo su sabor y aroma?

Considerado por muchos como un arte, cortar jamones ibéricos manualmente requiere de unos conocimientos previos que ayudarán a mantener el aroma y las propiedades de este manjar gastronómico. Desde Jamón de Los Pedroches te damos las claves para saber cómo cortar un jamón con destreza. ¿El paso siguiente? Simplemente disfrutar de su sabor. ¡Menuda delicia!

Si quieres degustar un jamón ibérico con todo su sabor, lo recomendable es cortar jamones a cuchillo y no con máquinas, ya que se producen pérdidas de sabor importantes que afectan a su degustación.

Para quien no conozca cómo cortar un jamón como lo hacen los cortadores profesionales, comenzaremos diciendo que se trata de un método sencillo que requiere del conocimiento de ciertas técnicas y del uso del material de corte adecuado para obtener el mejor resultado.

¿Qué necesitas para cortar jamones ibéricos?

Si te gusta saber cómo cortan un jamón con la destreza de un experto, en primer lugar has de reunir el siguiente material. Toma nota:
•    Afilador de cuchillo para asegurar la fluidez y seguridad del corte.
•    Cuchillo jamonero, el utensilio esencial para cortar jamones por su hoja larga, estrecha y flexible. Ayuda a obtener cortes de gran precisión.
•    Soporte jamonero donde colocar el jamón ibérico adecuadamente para facilitar el corte de la pieza.

Cómo cortar un jamón en 5 sencillos pasos

Pasemos a la acción. ¿No sabes cómo cortar un jamón ibérico pero te encantaría aprender la técnica? Es muy sencillo. Solo has de seguir estos consejos y verás como pronto cortar jamones no será una preocupación para ti.
1.    Coloca el jamón en el portajamones a una altura y posición que facilite el corte y te sientas cómodo. ¿Vas a consumir el jamón en apenas 2 días? Entonces, deberás comenzar a cortar el jamón por la zona principal, disponiendo la pezuña del jamón ibérico hacia arriba. Si, por el contrario, vas a tardar más tiempo en consumirlo, te recomendamos que lo coloques a la inversa, comenzando el corte desde la babilla para que no se reseque.
2.    Retira la piel y la grasa exterior del jamón. Para aprender cómo cortar un jamón, esta fase es fundamental. Si queremos evitar llevarnos a la boca un sabor rancio al probar el jamón, es imprescindible quitar toda la parte exterior de la pieza. Solo en el caso de que se decida cortar jamones para consumirse en ese mismo día se deberá pelar todo. Si el consumo va a ser progresivo, a medida que se vaya consumiendo se continuará retirando la piel.
3.    Loncheado del jamón. Tal vez te preguntas cómo cortar un jamón en lonchas para que queden finísimas. Con un cuchillo jamonero bien afilado, abarca todo el ancho de la pieza haciendo lonchas cortas. Los cortes se realizan todos en dirección opuesta a la pezuña y siempre paralelos entre sí. ¿Cómo cortar un jamón cuando llegas al hueso de la cadera? Se recomienda hacer un corte profundo alrededor del hueso para obtener lonchas limpias de esa parte del jamón. No obstante, la carne cercana a los huesos no debe cortarse en lonchas pero será exquisita para elaborar caldos y otros platos.
4.    Dale la vuelta al jamón cuando no quede carne en la zona central para aprovecharlo al máximo.
5.    Presenta las lochas de jamón en un plato formando una única capa.


Empieza a disfrutar de este exquisito manjar con un corte inmejorable


Volver arriba